Teatro

La imaginación no tiene límites, por ello ayudar a crear historias con los pequeños de la casa es enseñarles a que jugar implica aprender, compartir con ellos su proceso de aprendizaje y ser testigos de primera mano de su capacidad de crear conocimientos y compartirlos contigo.